17 jun. 2013

El pH de la tierra

¿Qué es el pH de la tierra?

En muchos libros, revistas o catálogos leemos continuamente sobre la importancia del pH en la tierra, y el aficionado que se documenta o que habla con técnicos oye a menudo esta expresión: "El valor de esta tierra tiene un pH de 6,5". Pero tal vez no está completamente seguro de lo que quiere decir o no entiende su significado.

El valor pH es el índice de la reacción ácida  alcalina o neutra de la tierra. Esta reacción depende de la concentración de los iones de hidrógeno  pero al aficionado le bastará saber la relación que existe entre el valor pH de la tierra y las exigencias de las plantas. Pero realmente, ¿sabemos qué significa esto? El pH es una característica muy importante que tienen todas las tierras. El pH se expresa con un número entre el 1 y el 14, pero en el 99 % de los casos está entre 3 y 9, pues la vida de las plantas se desarrolla únicamente entre estos valores.

  • El suelo "Ácido" tiene un pH menor de 7.
  • El suelo "Neutro" el pH es igual a 7.
  • Suelo "Básico o Alcalino" el pH es mayor de 7.




El mejor pH para la mayoría de las plantas oscila entre el 6 y el 7, es decir pH Neutro. El pH influye en el suelo o substrato en varios aspectos, pero el más significativo es en la disponibilidad de nutrientes, es decir, la influencia del pH en la mayor o menor cantidad de nutrientes (Fósforo, Potasio, Hierro, Cobre, Boro... hasta 13) que hay en el suelo, para que se puedan formar las raíces de las plantas.

¿Qué se entiende por el valor del pH o su grado?

Tenemos que saber que es igual de importante este concepto para los aficionados a la jardinería como para los amantes de las plantas de interior. Como concepto básico diremos que el pH es lo que diferencia a una tierra ácida de una tierra alcalina. El pH es una escala numérica que mide el grado de acidez o alcalinidad de una substancia. Esta escala como ya dijimos, se mueve entre el 0 y el 14. El agua tiene un pH de 7, por lo que se dice que el agua es neutra. Los técnicos e investigadores expresan en números el grado del pH. Realmente el concepto es tan fácil como cuando aprendimos la distancia métrica que dividía 1 m. en 100 cm.

El contenido en ácido empieza en el valor pH 0. y va al valor pH 7. Nuestras plantas prosperan y viven en los valores de 4,5 pH, al 8 pH. Por lo que las llamaremos tierra ácida a las tierras sin cal, como son las tierras de pantanos, de mezclas con hojas podridas o de brezales. Las tierras ácidas van bien a Azaleas, Ericas, Camelias, Bromelias etc. y si alguien las plantase en una tierra de pH 7, morirían al poco tiempo.

La mayoría de las plantas de interior se dan bien entre un pH de 6,5 a 7,4. Por debajo de 4,5 es la tierra fuertemente ácida. Entre 5,6 a 6,4 es ligeramente ácida  Entre 6,5 a 7,4 es la tierra neutra. Y el pH 7,5, es la tierra caliza, es decir que tiene mucha cal. Bueno, con esto ya tenemos una pequeña idea de la importancia del pH en la tierra y nos dará pie a consultar a los profesionales que pH necesita la planta que le compraremos, para posteriormente poder comprar una tierra adecuada para su trasplante. Como truco veremos la posibilidad de cambiar el pH de nuestras tierras, para hacer posible el cultivo en buenas condiciones de determinadas plantas que exigen un valor del pH distinto del que podamos tener. Bastará añadir algo de cal si necesitamos una tierra alcalina, y si la necesitamos más ácida se escogerá y añadirá entre sulfato de amoniaco, sulfato de aluminio, turba rubia o una mezcla de tierra procedente de hojas descompuestas. Y si ven lombrices en la tierra sepan que esa tierra está entre un 5 y un 8 de pH pues ellas solo pueden vivir entre esos grados de pH.

Ahora veremos una pequeña tabla, para ver los distintos pH de ciertas plantas: Tierra alcalina (pH 7,5) = Caléndulas, Petunias, Rosales, Tulipanes, Manzanos, Cipreses, etc. Tierra neutra (pH 6,7) = Anemonas, Dalias, Gladiolos, Violeta, Cannas, Sauces, Tejos, etc. Tierra Ácida (pH 6) = Cyclamen, Prímula, Begonia, Lavandas, Arces, Laurel, etc. Tierra muy ácida (4,5) = Brezos, Hortensia, Gardenia, Camelia, Rododendron, Helechos, etc. Para medir el pH, existen unos aparatitos (pHimetros), o unos papelitos especiales,(en un pequeño set) todo esto se puede comprar en floristerías, gardens, viveros o tiendas especializadas del ramo, para poderlo hacer uno mismo.

Y para finalizar una curiosidad, ¿No escucharon nunca decir a nuestras abuelas, que metiendo unas llaves viejas o unos clavos rotos en la tierra, conseguían cambiar el color de sus Hortensias? Pues efectivamente, eso sucedía sin que ellas supiesen el porqué, pues al oxidarse el hierro y mezclarse con el agua y absorberlo las raíces le cambia el pH a la planta y esta cambia de color. ¿Curioso no? ¡Pruébelo y se sorprenderá!

Hans Klobuznik

No hay comentarios:

Publicar un comentario